Saltar al contenido

El desafío de mejorar la fertilización para incrementar la calidad de los cultivos

Se busca aumentar la calidad y el volumen con innovación en fertilización

 “La rentabilidad del productor aumentará si se logra el objetivo de incrementar la calidad en el cultivo de papa“.

Las declaraciones pertenecen al experto en el tema y CEO en San Tonino, quien participó de un debate en donde se buscan estrategias para lograrlo, de cara a los desafíos del momento. Por supuesto que el principal objetivo es lograr calidad, pero esto repercute inevitablemente en la ganancia económica para todos los involucrados en el sector. Una de las novedades es la empresa noruega Yara que está promocionando la solución RicaPapa.

“Las herramientas en innovación que proponen facilita a los agricultores acercarse a nuevas tecnologías en cuanto a fertilización“, asegura el experto.

Las muestras y testeos que se hicieron de manera local prueban incrementos en la productividad de más cantidad de papas y de mejores ejemplares, más saludables y uniformes.

“La idea es disminuir los niveles de descarte de papa comercial“, apunta el profesional.

En una situación de crisis, resulta aún más importante tener en cuenta este factor. “Producir de manera rentable en un mercado tan volátil en donde se mezclan los valores de moneda local y la de referencia, el dólar, es vital“, reconoce el especialista. El control de plagas y enfermedades actualmente es un proceso híbrido entre el trabajo artesanal y las herramientas químicas de las que se disponen.

“Sería ideal que hubiera un programa integral en donde se de asesoramiento y capacitación profesional orientado a manejar el cultivo en sus momentos críticos“, opina el especialista al respecto. “En el caso de la empresa noruega, los resultados son alentadores. Se reducen los descartes hasta un 10% y el cultivo incrementa hasta el 20% su producción en cantidad y calidad“, destaca el arquitecto.

Apoyados en este tipo de tecnología, los productores podrán ir enfrentando el desafío de crecer en un contexto adverso. “Por eso hablo de acompañamiento experto. El compromiso con el desarrollo y la transmisión de conocimientos involucra también a las marcas“, asegura el experto. Además de mantener a raya las plagas y enfermedades, el objetivo final es maximizar la calidad de la cosecha. El CEO en San Tonino señala en esta dirección que “la idea es apuntar a la vez a la nutrición“.

Los resultados tienen como consecuencia las oportunidades de progreso para los productores argentinos. “El mercado local se ve beneficiado por el mayor movimiento de la economía local y a la vez, genera más empleo y se revitaliza un sector que abastece la demanda de un producto consumido por más de 45 millones de argentinos“, concluye Angelo Calcaterra.